Las Interacciones Biológicas Y Sociales; Un Mundo Aparte

Las Interacciones Biológicas Y Sociales; Un Mundo Aparte es un post donde muestra una imagen de dos tipos de interacción biológica

Las Interacciones Biológicas son las relaciones que se dan entre un grupo de organismos existentes en los diferentes ecosistemas. Ya comenté en su día la importancia que conlleva el hecho de observar La Naturaleza en diferentes y múltiples aspectos. En esta ocasión quiero hacer ver por medio de las interacciones que tienen los seres vivos en el entorno natural, los distintos tipos de interacciones que se suelen dar en la sociedad.

Existen diversas relaciones, sin embargo, para este artículo expondremos las que considero más relevantes. Comenzamos con el primer tipo de interacción biológica: parasitismo, es una relación entre dos especies donde una se beneficia y la otra es perjudicada. Si esta idea la plasmamos en la sociedad, básicamente es cuando una persona se intenta beneficiar de otra, dañándola. Bajo mi punto de vista éste sería el tipo de vínculo más inapropiado que podríamos utilizar, pues si un individuo avanza el otro decae.

El siguiente tipo de interacción es la competencia: las dos especies luchan por un mismo recurso. Actualmente, es el tipo de interacción social que más se da en cualquier sentido, tanto en lo personal como en lo profesional.

Proseguimos con el neutralismo: ninguna resulta perjudicada ni beneficiada. En el aspecto social, este caso se da entre individuos que no interfieren el uno con el otro, es decir,  no se relacionan entre si aunque cohabiten en el mismo espacio.

Seguidamente hablamos de la simbiosis: relación obligatoria donde las dos especies se benefician. Este es uno de los vínculos mas difíciles de referenciar con respecto a lo social, un ejemplo donde podemos ver esta relación es en el caso de una persona o dos que quieren aumentar la familia, pues, un bebé necesita de los cuidados de sus padres…

Finalmente tenemos el mutualismo: ambos se benefician para prosperar. En este punto, al ser tan sencillo de entender, no hace falta que exponga un ejemplo.

Analizando éstas características de La Naturaleza, no me resulta difícil entender algunas de las formas que ciertos individuos suelen adoptar cuando están fuera de lugar. Y estando dentro de la normalidad, las pautas de comportamiento serán más fácil de entender también, ya que tendremos asimilado que somos parte de un espacio indeterminado, grandioso e inimaginable en el que cohabitan innumerables formas de vida. Donde la infinidad de seres vivos estamos condicionados por los rasgos de la naturaleza propia y por los de la personalidad.

Conclusión

Aunque es inevitable que se den todos los tipos de interacciones biológicas y sociales, deberíamos fomentar el mutualismo para crecer como personas y como comunidad.

Los filósofos de la antigua Grecia ya defendían que «somos parte de un Todo«, por lo que si hacemos que la comunidad prospere, sin dudas prosperaremos con ella. Por el contrario, si buscamos nuestro beneficio a costa de el de los demás estaríamos fomentando el egoísmo  y la comunidad sin dudas decaerá.

Y sinceramente ¿creen que se puede prosperar de manera eficiente en una sociedad decadente? ¿o de qué sirve ser rico en un mundo de pobres?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *